13 / 12 / 2017

suscríbete: Entradas | Comentarios

share this article on delicious Comparte este artículo en Facebook Comparte este artículo en Twitter Comparte este artículo en Linkedin

¿Qué puedo hacer para que mi hijo tenga más autodisciplina?

0 comentarios

10 consejos para que los padres eduquen la autodisciplina:

1 - Educar para la autodisciplina es una tarea difícil, lenta y comprometida a la que no podemos renunciar. Por lo que es necesario ponerse a ello desde que los niños son pequeños.

2 - Elabora tu propia estrategia sobre la disciplina. Decide cómo vas a intentar lograr que las normas se cumplan. Procura utilizar el razonamiento y explicar la necesidad de hacer las cosas de determinada forma. Se firme en tus decisiones y aprende a decir no cuando sea necesario y a establecer las consecuencias de las conductas. No toleres las faltas de respeto ni la violencia. No te quejes, intenta solucionar los problemas. Muestra una actitud positiva ante los conflictos.

3 – Las normas y los límites son necesarios. Pide aquello que consideres razonable, necesario y justo, procurando que se cumpla. Es mejor centrarse en pocas normas que sean de verdad importantes, que perder las energías en pequeños detalles. Adapta las reglas a la edad de tu hijo y a sus características personales. Cada uno de tus hijos es distinto.

4 - Muestra tu afecto y favorezce el amor y el respeto hacia tu hijo. Le será más fácil asumir los valores que le propones.

5 – Utiliza el diálogo como forma de descubrir sus pensamientos, sentimientos y házle partícipe de los tuyos. Escucharle no implica darle la razón. La verdadera relación educativa está basada en la comunicación.

6 - Fomenta la autonomía. Procura encontrarte lo suficientemente cerca de tu hijo para estimularlo en los esfuerzos que realice para aprender a manejarse en la vida. Valora más los esfuerzos auténticos que los resultados.

7 - Desarrolla la responsabilidad en tu hijo. Anímalo a reflexionar sobre las consecuencias que las acciones tienen en uno mismo y en los demás. Procura asignarle tareas desde pequeño para que desarrolle hábitos.

8 - Ayuda a tu hijo a desarrollar su voluntad. La voluntad supone aprender a controlar los impulsos, buscar alternativas, decidir qué hacer y llevarlo a cabo, supone obedecer a las normas y un dominio importante de autocontrol (autoinstrucciones). El niño debe entrenarse en la constancia y el esfuerzo para que la satisfacción personal de las cosas bien hechas sea el premio.

9 - Procura ser un buen ejemplo (modelo) de autodisciplina para tu hijo. No utilices el sistema de “haz lo que yo digo, pero no lo que yo hago”…

10 - Ambos padres deben mantener criterios educativos comunes, evitando las contradicciones y descalificaciones mútuas. La coherencia es fundamental en la tarea educativa.

Para educar es necesario tener equilibrio, disciplina, sentido común, tomar decisiones y no perder la paciencia ni el sentido del humor. Recuerda que nada de lo que se hace intentando educar a un hijo cae en saco roto.

Si te ha gustado este artículo, te pueden interesar estos:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


seis − 2 =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>