25 / 05 / 2018

suscríbete: Entradas | Comentarios

share this article on delicious Comparte este artículo en Facebook Comparte este artículo en Twitter Comparte este artículo en Linkedin

Los pasos para tomar decisiones

0 comentarios

PASOS PARA TOMAR DECISIONESEl modelo de toma de decisiones que se presenta comprende los siguientes pasos:

Paso 1. Análisis de la situación o definición del problema

Problema se define como “una situación real o anticipada en la vida que requiere respuestas por parte del sujeto para un funcionamiento adaptativo; pero que no están disponibles o no son identificables por él, a causa de la existencia de barreras u obstáculos” (Nezu, 2004)

Las exigencias de la situación pueden venir del exterior; pero también de los objetivos y valores del individuo. Las barreras más comunes suelen ser: la ambigüedad, la incertidumbre, las exigencias del problema, la falta de recursos o la novedad.

En el análisis de la situación o problema se incluye la definición de los objetivos que la persona quiere alcanzar (Nezu, 2004).

Se deben analizar cuáles son los procesos y aspectos que están influyendo en la aparición y mantenimiento del problema o qué hace amenazante la situación.

En este primer paso el proceso para alcanzar la conducta adecuada también puede adoptar características patológicas.

El análisis de las situaciones es un análisis causal, intentando determinar las influencias de unos factores en otros en el momento actual y en la posible evolución.

Paso 2. Generar conductas alternativas posibles dentro de la realidad que se ha creado

Se trata de imaginar alternativas posibles. La crítica y autocrítica juegan un papel que compromete de forma importante la efectividad de este paso. En una primera fase se deben suprimir ambas. Se debe evitar la censura previa, para ello se siguen las reglas del brainstorming, en la que no se realizan críticas ni evaluaciones de las ideas propuestas; cualquier propuesta se aprovecha, completada o variada, para generar nuevas soluciones.

Las personas con ansiedad social son muy vulnerables a las críticas e inhiben su creatividad por el miedo a equivocarse o ser rechazados socialmente. Este aspecto puede dejar a la persona anclada en este paso y sin salida.

Se debe recordar que entre las instrucciones que se dan en los ejercicios creativos como el brainstorming, destaca la de actuar con una ausencia total de crítica para generar alternativas que serán evaluadas en otra fase. Dando este paso es importante tener la mente abierta y la consciencia plena para poder salir de comportamientos establecidos y automáticos (Langer, 2000, García Figuera, 2004) y comportarnos de acuerdo a nuestros valores.

Paso 3. Extrapolar los resultados asociados a cada conducta generada

Se tara extrapolar los resultados de llevar las conductas a la práctica con los cambios que se producirán en la situación.

Esta parte de la resolución de problemas está muy sujeta a la incertidumbre, porque el resultado de nuestras acciones no dependen sólo de lo que hacemos, sino que son fundamentales las reacciones de los otros implicados en la situación.

Saber predecir los resultados de un plan es difícil y la incertidumbre juega un papel fundamental. Esta fase puede ser una fuente inagotable de sucesos preocupantes, sobretodo si se quiere evitar la incertidumbre que supone ignorar cómo reaccionará el otro a nuestra conducta. Si queremos asegurarnos que la conducta de el otro no será la que tememos, nos podemos encontrar cogidos en la trampa de la preocupación anticipando numerosos resultados “Y si…?”.

Paso 4. Extraer las consecuencias

De cada resultado se debe valorar la situación generada de acuerdo con los objetivos que se pretenden alcanzar. Para hacer esto se valora la probabilidad que se de el resultado, es decir, la incerteza; junto con los beneficios o perjuicios que pueden aparecer, es decir, las consecuencias de cada resultado.

Esta evaluación ser realiza a veces de forma consciente y pensada, poniendo en una balanza cada aspecto del resultado; en estos casos se utilizan conceptos como Utililat=probabilitat X valor (Hastie, 2001). Pero muy frecuentemente se evalúa de forma general tomando sólo el sentimiento o la sensación que incluye la impresión global que nos evoca la situación prevista. Esta evaluación puede hacerse de forma automática, es decir, sin un pensamiento consciente, guiándonos sólo por las sensaciones que nos ha producido. En este paso se incluye valorar la incertidumbre de los sucesos.

Paso 5. Elegir la acción que se llevará a cabo entre las que pueden producir los resultados que se buscan

Una consecuencia inmediata de la evaluación de los resultados es la elección de la conducta más adecuada para resolver el problema. Normalmente se elige la acción sin demasiadas dudas, como fruto de la valoración de las consecuencias; una vez identificada la acción que se llevará a cabo , pueden haber problemas para llevarla a cabo: “-Eso es lo que tendría que hacer, pero…”.

Paso 6. Controlar el proceso

Cuando realizamos la acción entramos en un proceso de control de lo que hacemos (Carver y Scheier, 1981) en el que vamos monitorizando si el resultado de lo que hacemos va en el camino que esperamos o no. Si no marcha en dirección al objetivo, generamos nuevos caminos o cambiamos los planes en un proceso de toma de decisiones parecido.

Paso 7. Evaluar los resultados

Es el momento de repasar lo que se ha hecho a fin de aprender para el futuro. Una revisión rápida del proceso que se ha realizado y de las conductas de los otros nos ayuda a mejorar nuestra toma de decisiones. La evaluación se debe hacer basándonos en hechos reales y medibles obtenidos.

Si se quiere evaluar las reacciones implícitas y los sentimientos de los otros, se puede caer en una preocupación inútil y destructiva, sobretodo si se consideran las posibles reacciones negativas de los otros: “¿-Qué habrán pensado?”, “-Habré quedado bien realmente?”.

Revisando la propia actuación se pueden considerar nuevas acciones que no se habían pensado anteriormente.

“-Si hubiera dicho eso en lugar de lo que dije…”.

La revisión de los resultados es un proceso que busca conseguir mejorar la acción siguiente, pero, si no se mantiene dentro de unos límites, lo único que consigue es continuar la preocupación después de finalizada la acción. Las propuestas terapéuticas en este caso pasan por:

– aceptar la evaluación del otro es la forma terapéutica de poner límites a los pensamientos,

– aceptar las propias limitaciones intentando crear una segunda oportunidad,

– acabar la revisión si los resultados obtenidos han sido aceptables o si no se prevé una nueva oportunidad de enfrentarse a la misma situación.

Si te ha gustado este artículo, te pueden interesar estos:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


9 − = dos

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>