23 / 07 / 2021

suscríbete: Entradas | Comentarios

share this article on delicious Comparte este artículo en Facebook Comparte este artículo en Twitter Comparte este artículo en Linkedin

¿Cómo controlar la ira en la adolescencia?

0 comentarios

Cartoon vector illustration of fist punch table.¿Cómo controlar ira en la adolescencia?

Gritos, palabras hirientes, golpear cosas… son conductas que alteran al propio adolescente y a su entorno más inmediato.

Los adolescentes viven instalados en el aquí y el ahora. Este es su esquema espacio-temporal: ¡aquí y ya! Todo lo que signifique contradecir este principio suele ser vivido como un ataque a su manera de entender la vida; y en los casos en los que hay menos autorregulación emocional las conductas de ira suelen aparecer con mayor frecuencia. Podríamos decir que, salvo problemáticas más complejas, las conductas de ira entran dentro de la “normalidad” como una forma de expresar frustración, incomprensión, impulsividad o falta de autocontrol. Ahora bien, si esta conducta se mantienen en el tiempo y son frecuentes es necesario plantearse la consulta especializada, pues podría ser indicador de algún problema mayor.

El adolescente necesita aprender a regular adecuadamente sus emociones y habremos ganado mucho terreno si esto lo tenemos trabajado desde que eran pequeños. Pero como madres y padres titar la toalla no es una opción.

Para que un niño o un adolescente logre regular sus emociones tendremos que haberle enseñado a tener autoconsciencia, a tener autocontrol, a ser asertivo, a tener habilidades sociales para resolver sus conflictos, a aplazar la recompensa

Hay cinco dimensiones que tendremos que trabajar para poner las bases sobre las que educar la gestión de las emociones en general y el control de la ira en particular.  Será básico que prestemos atención a cómo nuestro adolescente identifica, comprende, expresa, regula y transforma sus emociones. Educar estas habilidades lleva su tiempo.

1. Identificar sus emociones. Que tome consciencia de las propias emociones. Que pueda responderse a esta pregunta: ¿Cómo me siento? Es decir, que sepa poner nombre a sus emociones y sentimientos y a tener consciencia emocionalTambién es importante que tú, como madre o padre, sepas identificar las tuyas y se las comuniques.

2. Comprender sus emociones. Entender que las emociones aparecen por un motivo concreto. ¿Por qué me siento así? En el caso de la ira será muy importante analizar las causas que han desembocado en ella.

3. Expresar sus emociones. Aprender a expresar las emociones de forma correcta.  ¿Cómo estoy manifestando lo que siento? Expresar la ira tan pronto como pueda pensar con claridad, expresar su frustración de una manera asertiva. Comunicar sus preocupaciones y necesidades de manera clara y directa, sin herir a los demás ni tratar de controlarlos.

4. Regular sus emociones. Gestionar las emociones para responder de manera adecuada. ¿Esta emoción me está ayudando? 

5. Transformar sus emociones. Aprender a transformar las emociones para tomar decisiones. ¿Qué puedo hacer para mantener o cambiar estas emociones?

Ahora bien, durante los momentos críticos del episodio de ira procura seguir las siguientes indicaciones.

Si te ha gustado este artículo, te pueden interesar estos:

  • No hay artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


4 × ocho =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>